Una morbosa japonesa de tetas increiblemente grandes es acosada en el metro o en el tren por varios hombres que comienzan a sobarla, acosarla y a obligarla que se la chupe a todos.